Recomendar
Compartir

meditacion japonesa
 
 
 

Meditación japonesa

La meditación es una de las técnicas más maravillosas que si se alcanza tiene un poder que influenciara en toda nuestra vida. Para muchos occidentales es difícil entender que algunas personas del planeta se pasan sentadas meditando con su mente en blanco sin entender lo importante que es ese acto de meditar.

En el mundo de la meditación existen muchos linajes de budismo, y hay una unión entre cuerpo y mente, cuando nos damos cuenta de este hecho elemental, nos damos cuenta de lo importante que es tener la luz en nuestras vidas. Vemos que el pasado y el futuro existen en nuestro cerebro y que lo único que nos pertenece es el aquí y ahora. Una persona que piensa mucho se vuelve tensa, por el contrario una que piensa menos en el futuro tiende a vivir más relajada, cuando nuestro cuerpo entra en acción se trata de tener el equilibrio, si estamos en armonía vamos a poder vivir el presente.

 
 

Equilibrio entre cuerpo y mente

En la meditación japonesa lo que se realiza es ZaZen es equilibrar el cuerpo y el alma en donde nos sentamos y comenzamos a vaciar de contenido nuestra cabeza. Se busca el equilibrio entre los dos, en una nos mueve la actividad y en otro se nutra en pasividad. Para practicar zazen, nos debemos sentar en un zafu que es un cojín redondo para la práctica de la meditación. Se debe extender la columna vertebral, se busca la posición de loto o medio loto de la forma que las rodillas toquen el suelo , se dice que se toca el cielo con la cabeza y al suelo con las rodillas, la mano derecha toca a la mano izquierda apoyándose una sobre la otra con una ligera presión con las palmas, la boca cerrada, el mentón erguido los ojos también cerrados.

Se concentra sobre la respiración, y se debe empujar la masa abdominal, en esta postura se controla el flujo de pensamientos y la inspiración viene de manera natural. Nos debemos concentrar muy bien en la respiración en la forma de inhalar y exhalar, cuanto más se practica zazen mas pensamientos positivos vienen y van. Se conoce la conciencia intuitiva que es distinta a la conciencia del yo. Esta práctica del zazen librera a los pensamientos negativos y vuelve más clara a la conciencia. Se supone que es la conciencia la que sigue el orden del universo la conciencia esta más allá, y nos hace ver el bien y el mal. El estado de meditación no tiene una forma de expresarse en palabras sino con hechos.

Se abandona el cuerpo y el espíritu, el zazen que es la meditación japonesa hace que se desprenda una gran energía. Su fin es la concentración en la posición, una actitud, la forma de respirar. La respiración juega un papel importante. Esta debe ser larga y profunda y de manera natural. cuando se practica cualquier tipo de meditación mejora todo nuestro entorno, ya que comenzamos a percibir la vida e otra forma, además la sangre fluye de manera que va irrigando hasta despertar en el semi sueño, nos da tranquilidad, serenidad, se relaja el sistema primitivo dando una sensación de plenitud.

Los pueblos primitivos conservan aun un grado de pureza en su sensibilidad que en especial el hombre occidental ya perdió, por eso la técnica de meditación del Zen que además surge en Japón le dan un valor inestimable al hombre para que aprenda a vivir en otras condiciones mucho mas conectado con le espiritualidad. Surge de esta práctica el hombre nuevo en donde lo que se rescata es el origen de la vida. Cuando practicamos la meditación japonesa se dejan correr imágenes y pensamientos en donde todo es muy simple y no tiene explicación.

Si se llega a la pureza verdadera los pensamientos desaparecerán , pero la práctica de la meditación es lo que nos llevara al objetivo del Zen. Cuando se medita no solo busca tal vez a la religión, es buscar espiritualmente el camino, en algún punto todos los seres humanos pasan para encontrar respuestas a preguntas y situaciones difíciles. Se ha comprobado que las técnicas de meditación mejoraran la producción intelectual, la memoria y el sistema inmunitario.

 

Clasificación de técnicas

 

Se pueden clasificar las diversas técnicas de meditación según su enfoque. Los que trabajan sobre la experiencia y la percepción, otras maneras de trabajar es con la conciencia plena en donde se le pone énfasis solo a la meditación.

Lo imponte es el estado al cual se llega, que es meditativo. lo importante es que se deje fluir al espíritu y la mente se conecte con le espiritualidad de esto se saca en positivo que luego de una meditación profunda la persona se relacionará distinto con su trabajo, su salud y su entrono. La meditación es multiplicadora genera un estado de plenitud general.